La ética de la responsabilidad radical

Las organizaciones radicalmente responsables...

 

Son aquellas que conectan con sus raíces y que se dotan de una infraestructura ética para construir, desde su propia esencia, organizaciones más auténticas, humanas y sostenibles.

… se dotan de una infraestructura ética: útil para ser coherentes...

 

La concreción de una infraestructura ética nos ayuda a alcanzar el máximo nivel de coherencia entre "lo que decimos" [nuestros valores], "lo que hacemos" [nuestro comportamiento cotidiano] y "lo que sentimos" [en las relaciones con los otros].

… para construir su identidad, su "carácter" [ethos]...

 

Un recurso necesario para asegurar la confianza radical de nuestros grupos de interés y para afrontar la resolución de nuestros retos de coordinación interna y, también, de adaptación a un entorno cada vez más plural, abierto y complejo.

... como una nueva manera de entendernos con los otros y en el mundo...

 

Antes de que la ética significara "ethos", "carácter", "forma de ser", significaba el "lugar donde se habita". Esta manera de experimentar la ética nos lleva a una nueva manera de entender la "responsabilidad".

Queremos volver a las raíces de la ética, para construir las organizaciones donde nos gustaría habitar. Porque quien se sabe responsablemente en el mundo no puede sustraerse a la presencia del "otro".

Para hacerlo, beethik ofrece el modelo de responsabilidad radical, que integra las principales tradiciones éticas en un esquema de gestión de la cultura organizacional.